El Atleti, contra viento y marea

El Atleti, contra viento y marea

MADRID, SPAIN - JANUARY 12: Angel Correa of Atletico de Madrid celebrates after scoring their team's first goal during the La Liga Santander match between Atletico de Madrid and Sevilla FC at Estadio Wanda Metropolitano on January 12, 2021 in Madrid, Spain. Sporting stadiums around Spain remain under strict restrictions due to the Coronavirus Pandemic as Government social distancing laws prohibit fans inside venues resulting in games being played behind closed doors. (Photo by Denis Doyle/Getty Images)

Por @antonturan

Un Atlético con hasta cinco bajas importantes defiende liderato frente al Celta más ‘chachista’.

Una vez más, el pupas se sabe más pupas que nunca. Primero llegó la vergonzante sanción a Kieran Trippier, por unos hechos totalmente ajenos tanto al rendimiento deportivo como a la institución que representa el Atlético de Madrid, ocurridos en un país diferente al que debe cumplir el castigo e impuesta a instancia de la Federación Inglesa. Esto, claro, con cumplimiento en la española. Sanción que, curiosamente, cuenta con fecha de caducidad justo antes de la vuelta de la Selección Inglesa. Pero exactamente después del enfrentamiento del Atlético (club español) contra el Chelsea (club inglés) por la Copa de Campeones. Un poco rocambolesco, ¿verdad? Ni con Barrio Sésamo podría quedar más claro.

Pero la sanción de Kieran Trippier, pieza fundamental para Simeone y principal socio del bueno de Marcos Llorente, no sería el único escollo en el camino del actual líder de la Liga Santander. Porque el club rojiblanco -obviando las ya remotas bajas de los uruguayos, a tenor de aquel asado con la Selección charrúa-, uno de los más salpicados por la pandemia desde la vuelta a la competición una vez superado el confinamiento, se encontraba el pasado 30 de enero con dos nuevos positivos en plantilla: dos piezas clave como Mario Hermoso y Yannick Carrasco.

Atleti: Carrasco y Hermoso
Hermoso y Carrasco / Atleticodemadrid.com

Así, el ‘Cholo’ se veía en la obligación de hacer frente a un trabajado y siempre complicado Cádiz sin dos titularísimos -tres, contando la (vergonzosa y arbitraria) baja de Trippier-, en un duelo que el club del Metropolitano superó no exento de dificultades, en una actuación realmente notable del veterano Álvaro Negredo. El doblete del pichichi Luis Suárez, quien en breves estrenará cántico dedicado por el Frente Atlético, con un golazo descomunal de falta y otro penalti sublime, se sumó a los goles de Saúl -con asistencia de un Lemar que continúa in crescendo– y Koke para mandar el partido al congelador cuando cada centro lateral del Cádiz provocaba sudores fríos en la bancada visitante. 

Una victoria de campeón, de equipo trabajado, que tras la derrota un día antes del vecino permitió a los de Simeone aumentar la ventaja sobre los blancos, colocándose con diez de ventaja. Esto, recordemos, con un partido menos. Para este encuentro, dadas las bajas conocidas, el preparador argentino tiró de improvisación para armar un once con Llorente ocupando la plaza de carrilero diestro y Saúl el izquierdo. Entró Torreira por delante de la defensa, aunque en el descanso fue sustituido por Vrsaljko para que este ocupase el carril de Llorente y el madrileño regresase a su posición como interior derecho. Lo mismo con Lemar, sustituido por Lodi para devolver a Saúl al interior izquierdo.

Sea como fuere, el líder logró sacar adelante un partido que por momentos, a raíz del segundo gol de Negredo, parecía complicarse. Sobre todo con el cabezazo de Saponjić, que hizo contener la respiración a más de uno. Para ello tuvo especial importancia Angelito Correa, que saltó en sustitución de un João más bien ausente para mostrar esa gambeta canchera y asistir al capitán en el 2 – 4, para sellar un triunfo primordial. Correa, una vez más, sigue poniendo de relieve que está aquí para ser importante, haciendo buena la confianza de Simeone. 

Atleti: gol de Koke frente al Cádiz
Koke, Llorente, Lodi y Correa celebran el gol anotado frente al Cádiz. / Atleticodemadrid.com

Igual de fundamental será el encuentro contra el Celta, para encarar de forma óptima la cuesta de febrero. Empero y como decíamos, las dificultades se suman para el cuadro del Cholo, pues a los positivos de Hermoso y Carrasco se sumaba, el pasado martes, el de João Félix. Otra pieza esencial para el engranaje del equipo. El técnico ya no sólo pierde la contundencia defensiva y excelsa salida de balón de Hermoso. Tampoco la chispa, verticalidad y desgaste defensivo como carrilero de Yannick Carrasco. Sin la calidad del luso, las opciones en la zona ofensiva se reducen, pese a que muchos -entre los que me incluyo- estuviesen adivinando en la mente de Simeone a Correa como acompañante de Suárez.

Correa lanza un guiño a Messi… ¡a través de Suárez!

En frente, un Celta mejorado tras la llegada de Coudet, pero que viene de sumar tres derrotas y dos empates en los últimos cinco partidos, frenando la racha ganadora iniciada desde el cambio de técnico. Un bajón que ha coincidido con la baja por lesión de Iago Aspas, el jugador más determinante del conjunto vigués y uno de los mejores de la Liga, autor de 9 goles y 6 asistencias. El de Moaña regresó contra el Granada y ahora desafía al Atlético. El cuadro vigués, acostumbrado a un 4-4-2 en rombo, gusta de tener el control del juego y acaparar la posesión, proponiendo un fútbol vistoso, alegre y atrevido. 

Ante ello, muchos pensábamos en el “momento Dembélé”. El delantero francés, a préstamo por el Olympique de Lyon con una opción de compra de 35 millones de euros, todavía no ha podido debutar con la casaca colchonera. Con un banquillo con Vitolo como única arma ofensiva -que lleva nueve partidos seguidos sin disputar un sólo minuto en Liga-, parecía más que probable el debut del francés. Pero el Covid siempre llama tres veces, y en la mañana de hoy conocíamos que Moussa también ha dado positivo. El virus se ceba con el Atlético, y esperemos que no se cobre más jugadores. 

El Atlético vive un déjà vu con la delantera en febrero

Simeone y Vivas, de nuevo, deberán realizar un croquis que permita solventar tantas y tan importantes ausencias. Con la duda de Carrasco y Hermoso, cuya presencia contra el combinado vigués no se encuentra del todo descartada, el duelo se antoja crucial para dar otro pasito más en aras de afianzarse en ese primer puesto de la tabla clasificatoria, con la referencia del pistolero Lucho que acumula ya 14 goles en 16 partidos como rojiblanco. Esto, claro, con la certeza de que el Atlético, como de costumbre, tendrá que sobreponerse a las circunstancias. Remar contra viento y marea. 

No hay comentarios

Dejar una respuesta